Jiménez Osorio, Norma Haydee LIBRE

, por  Comité Cerezo México , popularidad : 3%

Absuelta mediante sentencia de amparo concedida en el expediente 757/07, otorgada por el juez federal noveno de distrito del Edo. Méx.” Fuente: La Jornada

Mi testimonio

La madrugada del 4 de mayo de 2006 la policía federal y estatal irrumpió en el poblado de San Salvador Atenco, después de la represión ocurrida un día anterior, arrasando con cada persona que encontraban a su paso, el gas lacrimógeno cubría las calles, y a lo lejos cientos de uniformados de negro con escudo y toletes.

Cuando me detuvieron ni siquiera sentí los golpes, mi mente estaba ocupada, escuchaba la voz de una mujer gritando e implorando que dejaran de golpearla, pero me imagino que los policías son sordos, porque la señora estaba bañada en sangre y seguían pateándola.

Tal vez tanto coraje e impotencia te ayuda a tener la fuerza para no darte por vencida, aún cuando eres arrodillada y humillada, que difícil es tratar de levantar la frente a pesar de los golpes, que difícil aguantar el abuso sexual, que difícil es ser mujer, porque ellos saben donde nos duele más. Lo peor ocurrió en el autobús, a mí, como a otras compañeras, me violaron, tod@s éramos golpead@s por cualquier movimiento o quejido, incluso por tratar de respirar, ya que estábamos encimados y no podíamos hacerlo, olía a sangre y olía a miedo; había un compañero entre mis pies con la cabeza llena de sangre, buscó mi mano hasta encontrarla y la apretó fuertemente, yo hice lo mismo, pienso que aunque no nos conocíamos, y no podíamos hablar nos dijimos: "no estás sol@ compañer@".

Nos decían que iban a matarnos y luego a desaparecernos, yo estaba segura de que así sería, y después de casi 4 horas de camino, que se hicieron una eternidad, el autobús se detuvo, a golpes nos bajaron y metieron al penal; fue la última vez que pisé la calle, desde ese día estoy presa en Santiaguito, Almoloya de Juarez. Me acusan de ataques a las vías de comunicación, agravado, sin ninguna prueba en mi contra. El proceso que llevo junto con 26 personas mas, es muy lento y no sabemos si el gobierno un día nos querrá dejar salir.

A pesar de todo seguimos en pie, si algo puede hacer menos desesperante este encierro es seguir luchando.

Sabemos que cuando la lucha es auténtica debe darse en cualquier circunstancia o lugar donde nos encontremos. Compañer@s, tal vez no nos conozcamos, o ni siquiera sepan nuestros nombres; pero pienso que así como much@s acudimos a Atenco, sin conocer el rostro o el nombre de nadie, podemos seguir organizándonos para que esto no se detenga, tod@s somos compañer@s, herman@s de lucha y debemos seguir en pie; sigamos siendo capaces de alzar la voz cuando una injusticia sea cometida; ahora sé que nuestra palabra sincera, atraviesa muros; que nuestra lucha, dobla rejas; y si bien nos han quitado la libertad física, nuestros ideales jamás podrán tocarlos porque estos son libres.

Norma Jiménez Osorio
Presa política abajo y a la izquierda
¡¡Pueblo, alza tu voz hasta curarle a la justicia la sordera!!
¡¡Pres@s Polític@s, Libertad!!

Fuente: Página de Norma Jiménez

Navigation

AgendaTous les événements

ThèmesTous les tags

34/1343
101/1343
143/1343
368/1343
266/1343
70/1343
41/1343
64/1343
18/1343
353/1343
292/1343
60/1343
16/1343
79/1343
41/1343
15/1343
222/1343
123/1343
33/1343
57/1343
33/1343
227/1343
105/1343
1343/1343
59/1343
466/1343
21/1343
146/1343
172/1343
44/1343
20/1343
527/1343
50/1343
17/1343
97/1343
97/1343
17/1343
15/1343
59/1343
48/1343
37/1343
108/1343
67/1343
51/1343